Centro de información en línea para la prensa

Centro de información en línea para la prensa (i)
Noticias bajo embargo y otros materiales sólo para periodistas acreditados.
Ingreso/ Registro

Los países en desarrollo deben mejorar su capacidad para absorber y utilizar la tecnología, según el Banco Mundial

Disponible en: Türkçe, English, Deutsch, العربية, Français, 中文
Comunicado de prensa Nº:2008/180/DEC

Personas de contacto:
En la ciudad de Washington: Merrell Tuck. Tel.: (202) 473-9516
Teléfono móvil: (202) 415-1775
mtuckprimdahl@worldbank.org

En Londres: Derek Warren. Tel. móvil: + 44 7932 607469
dwarren1@worldbank.org

LONDRES, 9 de enero de 2008. El rápido progreso tecnológico de los países en desarrollo ha contribuido a elevar los ingresos y reducir la proporción de personas que viven en la pobreza extrema del 29% en 1990 al 18% en 2004. A pesar de estos logros, la brecha tecnológica entre países ricos y pobres es aún enorme, y la capacidad de las economías en desarrollo para adoptar nuevas tecnologías sigue siendo deficiente, según se afirma en el documento titulado Perspectivas económicas mundiales 2008.

 

“Entre comienzos de la década de 1990 y los primeros años del decenio de 2000, el avance tecnológico aumentó entre un 40% y un 60% más rápidamente en los países en desarrollo que en las naciones ricas”, indicó Andrew Burns, economista principal y el principal autor del informe.“Sin embargo, los países en desarrollo aún deben recorrer un largo camino, puesto que el nivel de tecnología que emplean equivale a tan sólo una cuarta parte del que se utiliza en los países de ingreso alto”.

 

En el informe del Banco Mundial, que lleva por subtítulo Difusión de la tecnología en los países en desarrollo, se señala que los avances recientes son reflejo de una mayor exposición a las tecnologías extranjeras. El nivel de las importaciones de alta tecnología y de las inversiones extranjeras directas como porcentaje del PIB se ha duplicado desde comienzos de la década de 1990.

 

“Los crecientes contactos comerciales y de inversiones con los países de ingreso alto —a menudo facilitados por grupos de emigrados— han sido un elemento central del avance tecnológico de los países en desarrollo”, sostuvo Uri Dadush, director del Grupo de análisis de las perspectivas de desarrollo. “No obstante, la apertura por sí sola no basta.Para continuar progresando, es necesario que los países fortalezcan los resultados de la educación, su gestión de gobierno, su infraestructura básica y sus vínculos con los grupos de emigrados”.

 

En el informe se hace hincapié en quela escasa difusión de la tecnología dentro de los propios países impide el avance tecnológico general en muchas naciones. De este modo, mientras que los centros principales y las empresas líderes de Brasil, India y China posiblemente funcionen en niveles cercanos a los de la vanguardia tecnológica, la mayor parte de las empresas de esos países trabajan a menos de una quinta parte del nivel máximo de productividad.

 

Según el informe, mejorar la capacidad de absorber tecnología extranjera es una tarea crucial para los países de ingreso bajo y para los de ingreso mediano que han explotado las ventajas comparativas de los salarios bajos en lugar de fortalecer las capacidades internas.

 

Más aspectos destacados

 

·       La mayor parte de lospaíses en desarrollo participan sólo mínimamente en la vanguardia tecnológica internacional. Su rápido progreso económico se ha logrado adaptando y adoptando tecnologías ya existentes. Es probable que esta tendencia persista, dada la enorme brecha tecnológica.

 

·       En la actualidad, la tecnologíase difunde con mucha mayor rapidez de un país a otro. A comienzos del siglo XX, las nuevas tecnologías demoraban más de 50 años en llegar a la mayoría de los países; hoy en día, tardan unos 16 años.

 

·       La tecnología tiende a difundirse con lentitud dentro de los países. Las principales ciudades y los sectores líderes utilizan tecnologías más avanzadas que el resto de la economía. Por ejemplo, el sector de los servicios electrónicos de las zonas urbanas de la India emplea tecnologías de nivel internacional, pero menos del 10% de los hogares rurales del país tenían acceso a un teléfono en 2007.

 

·       El empleo de algunas nuevas tecnologías, como los teléfonos móviles, se ha incrementado rápidamente.Sin embargo, otras tecnologías se han difundido con gran lentitud. Tres cuartas partes de los países de ingreso bajo tienen 15 computadoras personales o menos cada 1.000 habitantes, y una cuarta parte cuenta con menos de cinco.

 

·       Los gobiernos deberían establecer como prioridad importante el fortalecimiento de las vías internas de difusión de la tecnología. Entre ellas se incluye la infraestructura de transporte y la capacidad con que cuentan las entidades de investigación y desarrollo aplicados para orientarse hacia los mercados mediante una mejor estrategia de difusión, testeo y comercialización.

 

·      Los sistemas deficientes de infraestructura básica limitan el rango de tecnologías que pueden emplearse en muchos países. Las políticas deberíangarantizar que ciertos servicios cruciales de apoyo,como las carreteras y el suministro eléctrico, estén ampliamente difundidos, ya sea provistos por el sector privado o el público. En África al sur del Sahara, sólo el 8% de la población rural tiene acceso al suministro eléctrico.

 

·       El acceso ineficaz o dispar a la educación de buena calidad también limita la capacidad de los países de sacar provecho de las tecnologías. Incluso lastecnologías simples pueden generar gran impacto. Por ejemplo, se requieren habilidades relativamente sencillas para construir sistemas de recolección de agua de lluvia, que mejoran el acceso al agua potable y reducen la mortalidad infantil al disminuir la incidencia de la diarrea.

--




Permanent URL for this page: http://go.worldbank.org/T04NQ3BE10