Centro de información en línea para la prensa

Centro de información en línea para la prensa (i)
Noticias bajo embargo y otros materiales sólo para periodistas acreditados.
Ingreso/ Registro

Las economías de la región de MENA crecen pero necesitan continuar con sus reformas estructurales para mantenerse firmes en un mundo cada vez más competitivo

Disponible en: العربية, Français, English

Contacto:
Omer Karasapan
(202) 473-8177
okarasapan@worldbank.org

WASHINGTON, 30 de junio de 2008. De acuerdo con el informe Avances y perspectivas económicas para MENA en 2008 i, el PIB de la región de Oriente Medio y Norte de África  (MENA, por sus siglas en inglés) creció 5,7% en 2007, cifra que marca el quinto año consecutivo con un crecimiento promedio superior a 5%.  Aunque esta cifra destaca en relación con el desempeño pasado, es inferior al crecimiento logrado en muchas otras partes del mundo en desarrollo.  Para seguir el ritmo de un contexto mundial cada vez más competitivo, la región tendrá que continuar aplicando reformas estructurales en ámbitos como clima para los negocios, política comercial y buen gobierno. 

"A pesar de los notables avances en el clima para hacer negocios de algunos países como Egipto y Arabia Saudita, en general la región no ha logrado avanzar al mismo ritmo que otras regiones en cuanto a reformas en el clima para los negocios" señaló Carlos Silva, economista principal y principal autor del informe, quien afirmó además: “Se han conseguido logros importantes en cuanto a la reducción de los aranceles y del tiempo necesario para tramitar importaciones y exportaciones; sin embargo, las barreras no arancelarias siguen siendo altas y muchos aspectos del desempeño logístico comercial, que reflejan la calidad de aduanas, puertos y la organización del transporte, siguen siendo deficientes”. 

El informe sostiene que los avances en relación con el buen gobierno son variados.  Por un lado, la calidad de la administración pública sigue siendo relativamente alta en MENA, con una posición en los ranking que supera a Asia oriental, América Latina, Asia meridional y África al sur del Sahara. Por otro lado, la calidad de la rendición de cuentas públicas sigue siendo muy baja en Oriente Medio y Norte de África, con una posición en la clasificación inferior a la de todas las demás regiones del mundo. No obstante, en términos de los esfuerzos de reforma dedicados a mejorar la responsabilidad financiera, la región de MENA resultó clasificada en el percentil 67, por sobre todas las demás regiones. Esta posición refleja una variedad de mejoras relativas a combatir la corrupción, abordar las debilidades del sistema judicial, mejorar los derechos de propiedad y simplificar la burocracia, en especial entre los países del Consejo para la Cooperación en el Golfo.
 
Sobre el impacto del alza del precio de los alimentos, Farrukh Iqbal, director sectorial, señaló que éste varía según el país: "Los países de ingreso bajo que importan cantidades relativamente grandes de alimentos en términos de la proporción de las importaciones y del consumo son los que enfrentan mayor riesgo: algunos ejemplos son Djibouti y Yemen”. Y agrega: “Además, algunos países sienten la presión del alza en el precio de los alimentos directamente sobre el presupuesto nacional. Por ejemplo, en Egipto, Irán y Siria, los subsidios a los alimentos representaron entre 4% y 8% del presupuesto público en 2007. Entre los países del Consejo para la Cooperación en el Golfo, la inflación es el principal reflejo del alza en los precios de los alimentos".

El interés temático del informe de este año descansa en la integración intraregional, la que no sólo se considera como un conjunto de tratados comerciales preferenciales sino además como un medio para fomentar el flujo de mano de obra, capitales e inversiones. El informe sugiere la adopción de un paradigma de regionalismo abierto en el cual las preferencias regionales se usen como escalones para conseguir competitividad e integración con el resto del mundo.

                                                                      




Permanent URL for this page: http://go.worldbank.org/MUCYSQDVY0